miércoles, 19 de noviembre de 2014

Carlos Quílez: “Los corruptos son verdaderos depredadores aunque no usen una metralleta”

Carlos Quílez
Mitad plumilla, mitad sabueso. A medio camino entre el redactor inquieto y el detective literario, Carlos Quílez (Barcelona, 1966) lleva una pequeña libreta negra salpicada de titulares y argumentos. Historias en las que transitan más veras que mentiras, corruptelas y crímenes que desafían a un puñado de antihéroes de historial manchado y corazón bueno. Con la mirada curiosa del que se fascina por la vida y las historias que encierra, Quílez es un periodista forjado en la crónica negra de la Ciudad Condal y ha sido responsable del área de Análisis de la Oficina Antifraude de Cataluña. Acaba de presentar su nueva novela Manos Sucias (Editorial Alrevés) en mitad de un momento de cambio tras su reciente incorporación como responsable del área de investigación de Economía Digital. Retrato de una España salpicada de depredadores corruptos y policías imperfectos, en su relato pueden extraerse situaciones y nombres inquietantemente familiares. Sigue leyendo en Economía Digital